Español | Français | English
facebook vimeo flickr
Blog

La raza menorquina

A principios de los años 80 se intensifica en la isla de Menorca (España) el interés por una agrupación caballar denominada Menorquina y vinculada extraordinariamente a las fiestas populares ecuestres del Jaleo. Iniciativas privadas e institucionales insulares promueven acciones encaminadas al reconocimiento oficial de dicha agrupación como raza y a la fundación del libro genealógico de la misma. Estos objetivos fueron conseguidos recientemente y fundamentados en el estudio de Sánchez Belda (1987) y en la aceptación del registro fundacional de la raza que gestionaba el Consejo Insular de Menorca.

fuerza y elegancia

El estudio de la estructura genética de la raza caballar Menorquina a través de los marcadores genéticos (grupos sanguíneos y polimorfismo bioquímico), se aborda en este momento toda vez que ya está constituida oficialmente en agrupación racial y aprobado el patrón o estándar de la mima (Anónimo) y además se dispone de una muestra suficiente de individuos tipificados por marcadores genéticos. Esta línea de trabajo, ya clásica, se ve en la actualidad potenciada con el espíritu proteccionista de los recursos genéticos animales al amparo de los programas de conservación de la biodiversidad planteados en 1992 en la Conferencia de Río de Janeiro (Brasil).

El hecho insular Balear además de la ubicación del archipiélago en el mar que comunicó a antiguas civilizaciones, hace pensar que el caballo objeto de este estudio no ha estado ajeno a influencias por parte de diversas poblaciones equinas que se fueron asentando en las islas a lo largo de los tiempos para conformar la actual raza Menorquina. Basándose en esta hipótesis se va a estudiar comparativamente esta raza con otras tres que llegaron a la isla en diferentes épocas, ellas son la raza Arabe, Pura Sangre Inglés y Pura Raza Español.

Características generales

Se trata de animales subcirtoides (subconvexos) o rectilíneos, eumétricos y longilíneos de esbelta silueta.

Características morfológicas

Se trata de animales subcirtoides (subconvexos) o rectilíneos, eumétricos y longilíneos de esbelta silueta.

a) Cabeza: alargada, de tamaño medio, descarnada y armónica, de perfil fronto-nasal recto y cuando acusa ligera convexidad afecta sólo a la porción facial. Orejas e tamaño medio, con ligera desviación a las formas reducidas, de correcta implantación y con las puntas ligeramente divergentes y móviles. Ojos redondos, con órbitas salientes y mirada viva. Ollares poco destacados contribuyendo a darle a la cabeza esa forma alargada.

b) Cuello: robusto, de longitud media ligeramente arqueado, musculado y potente con buena inserción con la cabeza y con el tronco. Crin fuerte y abundante.

Tronco
c) Tronco: alargado con cierta tendencia a la reducción de diámetros transversales. Cruz estrecha, pero poco destacada. Dorso recto con discreto desarrollo muscular, al igual que el lomo. Grupa ligeramente caída. Nacimiento de la cola bajo y embutido entre isquiones, sin que se eleve por encima de la horizontal de la grupa, cualquiera que sea el aire de marcha. Pecho mediano, costillares ligeramente aplanados. Vientre recogido e ijares no muy extendidos.
Miembros toracicos
d) Miembros torácicos o anteriores: largos, bien aplomados. Espalda larga y ligeramente oblicua. Brazo y antebrazo robusto. Rodilla amplia. Cañas finas con tendones destacados y fuertes. Cuartillas proporcionadas y cascos sólidos, y no muy extendidos.
Miembros pelvianos
e) Miembros pelvianos o posteriores: Muslo poco musculado al igual que la nalga y pierna relativamente corta. Corvejón potente y bien angulado. Las regiones situadas debajo de las articulaciones tarsianas tendrán las mismas características que las extremidades anteriores.
.
share

Imagenes

morfologia-1
morfologia-2
morfologia-3
morfologia-4
morfologia-5
morfologia-6
morfologia-7
morfologia-8
morfologia-9